Karen Schwarz: “Soy perfeccionista y luchadora por lo que más quiero”

FOTO: Albert González / LOS ANDES

Karen Schwarz: “Soy perfeccionista y luchadora 
por lo que más quiero”

Karen está en Puno derramando sencillez y pasión por su trabajo a cada paso que da. Y a su paso deja aromas de kantutas y sankayos, en su atareada agenda nos permitió jazmines en el pelo y rosas en la cara para las puneñas y puneños.

¿De quién nace la idea de utilizar el traje de la Diablada para usarlo en Miss Universo 2009?
Dios lo quiso realmente. Ricardo (diseñador del traje) ya tenía la idea hace diez años atrás y le mostró el boceto a Rocío Roca, presidenta de la corporación. Ricardo, me confesó, que estaba esperando a la persona indicada para llevarlo. Este traje ahora me saca un poco de lo que significa ser una Miss. Porque imagínate, es representar un diablo y esa idea me gustó.

¿Cuándo te pusiste el traje no sentiste una sensación extraña de hacer diabluras?
(Risas)Cuando lo probamos y lo tuve puesto me impactó mucho.

Después del revuelo que armaron los bolivianos por el traje de la Diablada ¿Cambió en algo tu vida de Miss Perú Universo 2009? Me refiero de ser una Miss Perú Universo 2009 dedicada sus labores llamémosle “clásicas” has pasado a ser un icono para muchos de los que vivimos en esta parte del Altiplano.
Agradezco a Bolivia y al Perú. Es cierto que se dio un poco de rivalidad pero no cambió mi vida porque desde que fui Miss Perú Universo o como cualquier peruano, hubiese defendido lo suyo. Los peruanos gracias a Dios, respondieron bien, me apoyaron y creo que eso hizo que yo me sintiera más fuerte y preparada para llevar ese traje típico allá a Bahamas.

Se ha dicho tanto del traje que usaste, pero muy poco de ti. ¿Tu apellido es alemán?
Es cierto. Es alemán. Mi bisabuelo es alemán. Él vino después de la Segunda Guerra Mundial aquí. Vivió un año en el Amazonas. Y de ahí la idea de representar a Amazonas en el Miss Perú por afinidad y cariño a mi bisabuelo que no pude conocer. Pero yo soy más peruana que la papa a la huancaína.

¿Dónde naciste?
Nací en el Callao. Mi apellido lo tengo por mi bisabuelo y claro por mi padre.

¿Del lado materno?
Mi madre es peruana. Limeña de nacimiento y yo recontra peruana todita como me vez. Y como peruana tengo que defender lo nuestro.

¿Háblanos de tus estudios, dónde estudiaste? ¿Qué estudiaste?
El año pasado me gradué. Soy comunicadora social.

¡Vaya! Entonces tenemos una ardua competencia que no ganaremos.
(Risas) Tengo una productora con mi padre que ya tiene ocho meses y nos está yendo muy bien. Lamentablemente he tenido que desligarme por mis labores como Miss Perú. Cuando puedo estoy ahí viendo de los contratos, llamando a la gente y cuando mis labores de gerente de producción.

Muchos temen que les rompas el corazón pero igual quieren saberlo, aunque sufran ¿Tienes novio o enamorado?
Siiií tengo novio. No perdón, tengo enamorado. Novio se le dice cuando se van a casar. Ya tengo año y medio con él y estoy muy contenta porque lo conocí antes de ser Miss Perú. Entonces no cambió mi vida, tal vez cambió para bien con él. Ahora que viajo mucho y cuando regreso es distinta esa conexión; es más fuerte esa sensación con él. Y sentir el calor y cariño de mi familia, de mi enamorado y de la gente que más me apoya.

Mañana muchos tendrán el corazón roto
(Risas)

¿Haces modelaje?
Mira, es bien curioso, muchos me preguntan lo mismo. Cuando ingresé como candidata a Miss Perú, había hecho dos eventos como anfitriona. Pasarela nunca había hecho. Entonces se me presentó la oportunidad y si estoy aquí es por algo. Como siempre digo, Dios creo que hizo que las cosas se den dando como se están dando. Estoy muy orgullosa de esta lucha pujante para ganar el Miss Perú porque eran 22 candidatas maravillosas. La verdad que la luché muchísimo para logarlo. Ahora tengo la oportunidad de ser embajadora de la belleza peruana.

¿Cómo llegaste a concursar para Mis Perú Universo 2009?
Otras veces me propusieron participar pero no podía porque tenía que acabar mi carrera. Conozco muchas chicas que a raíz de un modelaje o un evento dejan de estudiar. Ser embajadora y ser Miss Perú es una responsabilidad enorme. Primero, creo yo, es ser profesional para dedicarme al cien por ciento en lo que ahora son mis obligaciones que he asumido. Cuando se hacen las cosas bien desde un inicio le salen bien y eso trate de hacer y lo logré. Cuando me llamaron para representar a Amazonas, le consulté a mi mama, ella me respondió: “Karen, es una bonita experiencia por qué no”.

¿Pero qué dijo tu papá?
Se sorprendió muchísimo y se sintió una de las personas más orgullosas. Pero me apoyó y las cosas salieron para bien. El dice: “Cuando a Karen se le mete una idea lo cumple”

¿Qué te ha enseñado este certamen, Karen?
Me ha enseñado a ser responsable en cada palabra que digo. Por que cuando estoy conversando contigo esto se sabrá a nivel mundial en cuestión de horas, minutos. A defender con más coraje lo que es nuestro. Y por supuesto, estoy aprendiendo cada vez más y no dejo de hacerlo. A ser tolerante, a escuchar a la gente y sobre todo a ayudar que en esta oportunidad estoy apoyando a los niños de Puno. Y si tocan la Corporación Nacional de la Belleza estaremos para ayudar y esa es la misión de una Miss.

¿Cuéntanos de tu rutina diaria?
Bueno. Ahora estoy viajando. Regresé de Miss Universo a la semana me fui a Ecuador a otro concurso donde el traje típico quedó en segundo lugar. Quedé dentro del Top Seis y fui rosto Yanbal. Luego viaje a Tarapoto a un evento, ahora estoy en Puno, cumpliendo el itinerario que la corporación me indica con mucho orgullo. Gracias a ello tengo la oportunidad de conocer mucha más a mi país.

¿Cocinas?
Claro qué sí. Por supuesto que sí.

¿Planchas?
Trato (risas).

¿Barres?
También lo hago, a veces.

¿Lavas?
Claro, en lavadora (risas).

¿Eres una mujer moderna o clásica?
Soy muy moderna. Clásica en algunos aspectos.

¿Cuál es el rasgo que más te define?
Terca (risas). No mentira. Terca no. Soy perfeccionista y luchadora por lo que más quiero.

¿Qué no te gusta de ti?
Que soy dormilona (risas). Y al mismo tiempo me encanta dormir.

¿Un lugar para visitar?
Hay tantos. Me encanta el frío, el calor, la playa. Máncora cuando puedo, y ahora Puno. Porque mi madre estuvo muy emocionada por venir aquí. Voy a visitar a la Virgen de la Candelaria a nombre de mi mamá y a nombre de mi abuelita que está muy delicada de salud.

¿Viajas sola o acompañada?, porque acá muchos de los puneños están tomando clases de equitación y superar a tu enamorado que es jockey, según nos contó un pajarito.
(Risas). Sabe todo, sabe todo. No, viajo siempre acompañada con Mimí que es mi asistente de la corporación. Ahora estoy con la señora Rocío Roca presidente de la corporación y Ricardo Dávila diseñador del traje típico.

¿Tu enamorado te ha enseñado a montar a caballo?
Yo sé. Yo sé montar a caballo. Fui periodista hípica durante dos años.

Ahí lo conociste.
Si, así es. Ahí lo conocí. Pero nuestra relación empezó una vez que me retiré del hipódromo. La señora Rocío también hace equitación. Así que todas estamos rodeadas con lo que respeta a los caballos (risas).

Gracias Karen, y Puno te espera siempre.
Gracias a ustedes son una gente maravillosa. Estoy muy contenta y cada vez siento el apoyo más fuerte. No se olviden de ver el traje es realmente maravilloso. Fuera de causar polémica es netamente peruano.

Cortesía Los Andes.
http://www.losandes.com.pe

Comentarios

Entradas populares